ELECCIONES Y COVID-19 | Con las elecciones legislativas del 6D, Venezuela se suma los más de 50 países que han asumido el reto de garantizar derechos políticos en medio de la pandemia

por | 10 septiembre, 2020

En los procesos electorales desarrollados en el contexto de la pandemia mundial por la COVID-19, enfermedad que registra más de 28 millones contagios en el mundo, se han aplicado los más estrictos controles de bioseguridad para garantizar la participación de la población en los eventos donde la voz del pueblo se hace sentir y se garantizan los derechos políticos adaptados a esa nueva normalidad.

Los meses posteriores a la aparición del nuevo coronavirus (diciembre de 2019) existían muchas preguntas sin respuesta sobre esta enfermedad: cómo prevenirla, qué tratamiento tomar para expulsarla del organismo, entre otras; sin embargo, en la actualidad se conocen y aplican las recomendaciones de los expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) para evitar formar parte de las estadísticas y se han consolidado los tratamientos para atacar el virus.

Garantizar el uso correcto del tapaboca, guantes, distanciamiento físico de al menos un metro, medir la temperatura del votante y aplicar productos con base de alcohol para desinfectarse las manos, son las principales medidas aplicadas en los comicios.

Los países que han celebrado elecciones en el medio de esta crisis epidemiológica son: Israel, Corea del Sur, Rusia, Francia, Polonia, San Cristóbal y Nieves, Egipto, Dominicana, Bielorrusia, Sri Lanka, Jamaica, entre otros que suman más de 50 naciones y territorios; pero conozcamos más en detalle cómo se desarrollaron algunos de estos procesos.

Distintas experiencias en el mundo

En Israel se efectuaron elecciones parlamentarias el 2 de marzo; para ese momento existían solo 12 personas contagiadas, y para garantizar la participación del pueblo se montaron estaciones de votación especiales para los portadores del virus, dispositivos que contaron con personal especializado y se realizaron al aire libre, para prevenir el contagio.

El 29 de marzo los convocados a las elecciones parlamentarias en Mali salieron a votar, a pesar de los 20 casos registrados y un deceso. El Ejecutivo instruyó para este proceso comicial “respeto escrupuloso por las medidas de barrera”. En Bamako, la capital, por ejemplo, se distribuyeron gel desinfectante, jabón y mascarillas, mientras que en las provincias se compraron kits para lavarse las manos en el acto.

La República de Corea celebró sus elecciones legislativas el 15 de abril, para esa fecha registraba 2.750 contagios de COVID-19. La participación en este evento electoral fue de 66,2%, la más alta en los últimos 28 años.

El país asiático estipuló mecanismos para que 44 millones de votantes, incluidos quienes estaban en cuarentena y atravesando el proceso de recuperación del coronavirus, sufragarán. En este sentido, aparte de las medidas mencionadas previamente, en algunas mesas electorales marcaron las distancias con cinta adhesiva, enviar a un área separada a quienes presentaran temperatura superior a 37,5° C, y desinfectaron cada mesa electoral a intervalos regulares.

Quienes estaban en cuarentena podían votar al aire libre, en mesas instaladas temporalmente, los pacientes que se estaban recuperando en su  casa emitieron su voto mediante papeletas y quien presentaba síntomas leves sufragaron en centros de atención días antes, refiere el portal web de La Tercera.

La Federación de Rusia había llamado a referéndum sobre las enmiendas a la Constitución el 22 de abril, para esa fecha contabilizaban 57.999 casos del nuevo coronavirus; esta cita electoral se pospuso y efectuó durante una semana, específicamente del 25 de junio al 1 de julio, respetando el distanciamiento social y evitando las multitudes.

En el país euroasiático, también se permitió sufragar desde casa o el trabajo, mientras que en Moscú y San Petersburgo se alentó la votación en línea.

Por su parte, Francia realizó el 15 de marzo la primera vuelta de sus elecciones municipales, con 5.423 casos reportados; pero la segunda vuelta -pautada para una semana después- terminó realizándola el 28 de junio (163.980 casos); estableció como obligatorio el uso de nasobucos y mantener el distanciamiento entre personas, quienes debían situarse en las marcas señaladas en el suelo, mientras que los miembros de mesa reforzaron la protección con una mica transparente en sus rostros.

Entre tanto, la jornada electoral parlamentaria en San Cristóbal y Nieves se realizó el 5 de junio  (15 casos) respetando el distanciamiento físico y los protocolos de bioseguridad establecidos por la pandemia de la COVID-19.

Entre tanto, Polonia realizó elecciones parlamentarias el 28 de junio, cuando su cifra de infectados era de 33.907; aplicó restricciones de aforo, ralentizó en algunos casos el acceso de los votantes a las urnas para que no estuvieran más de 10 personas en los salones al mismo tiempo, e instaló dispensadores de gel desinfectante en los pasillos del centro electoral.

La elección presidencial en República Dominicana, fechada para el 17 de mayo (12.314 casos de Sars Cov 2) fue pospuesta para el 05 de julio, cuando la cifra de contagios se ubicó en 37.425. Los dominicanos votaron con mascarilla, gel hidroalcohólico, guardando distancia de seguridad en los colegios electorales y constante desinfección de superficies y lápices.

Así, las cosas, en los próximos 25 meses habrá nueve comicios presidenciales en América Latina. Muchas de estas elecciones se llevarán a cabo en un contexto aún definido por la emergencia de salud.

En Jamaica, el 3 de septiembre se llevaron a cabo los comicios parlamentarios con un registro de 2.822 casos confirmados,  bajo estrictas medidas sanitarias. Para garantizar la participación de mayor cantidad de votantes, la autoridad electoral dispuso un horario específico para que las personas contagiadas asistieran a las urnas, utilizando mascarilla y protector facial, y estos debían trasladarse en vehículo motorizado privado.

Camino a unas elecciones con bioseguridad total
Con 551 puntos inicia este lunes la Jornada Especial del Registro Electoral de cara a las Parlamentarias

Por su parte, Venezuela tiene pautada la elección de 277 diputados y diputadas a la Asamblea Nacional el próximo 6 de diciembre; cronograma electoral que se ha venido cumpliendo a cabalidad bajo los más estrictos protocolos de bioseguridad que brindan a los electores y electoras las garantías necesarias para que se expresen democráticamente.

En las actividades del cronograma electoral: Actualización y Registro Electoral, inscripción de postulaciones, talleres,  auditorías, despacho de equipos de comunicación y material de bioseguridad a sedes regionalesAsambleas en comunidades indígenas con miras a Parlamentarias, entre otras, el Consejo Nacional Electoral (CNE) ha velado por el cumplimiento de las medidas sanitarias.

A todo esto se suman los esfuerzos que, desde el Ejecutivo Nacional, se están haciendo para hallar los casos positivos sintomáticos y asintomáticos mediante pruebas rápidas y pruebas moleculares gratuitas aplicadas incluso en las propias comunidades, aislar a los pacientes en los centros de Diagnóstico Integral (CDI), las Salas de Rehabilitación Integral (SRI), Hospitales Centinelas, Hospitales de campaña destinados para atender crisis epidemiológica con el objetivo de reducir al mínimo los contagios en el país.